top of page

Educación afectivo-sexual para hijos de 0 a 6 años.

Aunque en nuestros artículos generales sobre educación afectivo sexual ya hemos tratado algunos consejos para esta faceta tan importante del desarrollo de nuestros hijos, vamos a concretar con más de detalle las necesidades concretas de los niños en edad infantil. Recuerda que podemos educar en este valor desde prácticamente el nacimiento.







Los niños con estas edades

Exploran su cuerpo en general, incluidos los genitales, por curiosidad o para experimentar una sensación placentera. Algunos niños pueden tener erecciones y la vagina de las niñas puede lubricarse en respuesta a una estimulación o a un cambio de temperatura, por ejemplo, en el cambio de pañal.

➤ Pueden establecer si son un niño o una niña, aunque también es frecuente que jueguen a simular que son del otro género. Es por eso que nos resulta tan importante mirar estos comportamientos infantiles con ojos de niño, sin realizar interpretaciones adultas.

➤ Empiezan a desarrollar una identidad masculina o femenina, actuando como niños o niñas e influidos por las relaciones con personas de su edad, con la familia o con la sociedad en general.

​CURIOSIDAD INFANTIL NATURAL

Alrededor de los 4 años pueden sentir interés por las diferencias corporales entre hombres y mujeres, hecho que los puede llevar a curiosear en familia en momentos cotidianos como el uso del inodoro, la ducha o el cambio de ropa.

A partir de los 5 o 6 años, su curiosidad gira en torno al ciclo de la vida, el embarazo y el alumbramiento. ¿Por dónde salen los niños? ¿Por dónde entran? Esto los puede llevar a curiosear el cuerpo humano de las personas de su alrededor, jugar con sus iguales a las familias o a los médicos, así como inventar otras formas de juegos con contenido afectivo-sexual con amigos y/o hermanos. Dentro de sus intentos por comprender el mundo en el que viven. se plantean dudas y curiosidades sobre la reproducción, no solo humana sino también animal.


En estas edades es importante:

➤ Que establezcan relaciones de apego seguro y sano con las personas que les rodean, (su familia).

➤ Que sepan cuáles son las reglas para relacionarse con su cuerpo y con el de los demás, en el plano afectivo, al igual que en otros ámbitos de su vida. Que entiendan en qué consiste el respeto y la privacidad.

➤ Que conozcan su cuerpo, sean capaces de nombrar las distintas partes de este y se refieran a ellas con naturalidad.

➤ Que sean capaces de desarrollar una autoestima saludable.



Consejos prácticos


Fomenta la confianza y el respeto en el entorno familiar.


Haz que proliferen las demostraciones de cariño entre los miembros de tu familia.


Observa con ojos de niño. No veas con ojos de adultos su comportamiento, sus preguntas o sus actitudes. Puedes llegar a “sexualizar” circunstancias totalmente naturales e inocentes y realizar interpretaciones precipitadas.


Usa un vocabulario claro y apropiado para hablar de los genitales. Los niños que saben denominar las partes de su cuerpo con corrección son más capaces, por ejemplo, de informar a su familia sobre un posible abuso por parte de un adulto.


Normaliza sus juegos o comportamientos relacionados con lo afectivo-sexual cuando entiendas que son fruto de la curiosidad o del juego simbólico: ponerse ropa del otro sexo, jugar a ser una persona del otro género, jugar a los médicos o a las familias…


Escúchale para comprobar que su información es apropiada a su edad. Los niños que tienen una información poco adecuada sobre la sexualidad o sobre sus genitales pueden estar sobre-informados por un adulto e incluso estar siendo abusados. Mantente alerta respecto a comportamientos excesivamente sexualizados o vocabulario inapropiado, extraño, diferente…


Enséñale a respetar su cuerpo, animándole a tratarlo con cuidado.


No le impongas demostraciones de cariño que le resulten incómodas, (¡sin darte cuenta las estas validando!) A veces a los niños les cuesta besar o abrazar a familiares lejanos o conocidos de sus padres. ¿Qué puedes hacer si tu hijo siente rechazo a hacerlo? Parece poco razonable obligarle, pero por otro lado es importante que aprenda fórmulas de cortesía y cordialidad, como el saludo. Prueba a equilibrar estas dos condiciones, realizándole una sugerencia. No es lo mismo decirle “dale un beso a la amiga de mamá” que “¿quieres darle un beso a la amiga de mamá”?

ENSEÑANDO A DECIR “NO”

Si tu hijo se ve en una situación incómoda es su relación con otros, es importante que disponga de habilidades personales para “decir no”. Ayúdale a que aprenda a transmitir estas tres ideas.

- Quiero dejar de hacer esto.

- No me gusta lo que está pasando.

- Lo que está pasando está mal.

- Voy a decírselo a una persona adulta, (búsqueda de ayuda). Esta habilidad puede ponerse en práctica en situaciones muy cotidianas: cuando un amigo me molesta, está haciendo una travesura o algo indebido. ¡Saber decir “NO” le ayudará a desarrollar su asertividad! Y le protegerá de verse envuelto en situaciones incómodas o desagradables.

Enséñale a decir “no” en situaciones en las que no quiere hacer algo o se siente incómodo. Esta habilidad es útil para su día a día y también le protege de situaciones inadecuadas en las que no esté siendo respetado su cuerpo.


Respecto a la exploración de los genitales


Muchos adultos se sienten bastante inquietos o preocupados al descubrir la exploración que hacen de sus genitales los más pequeños, porque lo entienden como una forma de masturbación. Sin embargo, esta curiosidad y la práctica de estos juegos de exploración es de lo más natural, (recuerda que tenemos que mirar siempre con ojos de niños).

Hay periodos en los que está más presente: en la retirada del pañal diurno, cuando empiezan a utilizar ropa interior “de niños mayores”, etc. Se debe simplemente a que sienten en una mayor presencia de sus genitales y muchos de ellos exploran esta sensación y sienten cierto placer.


¿Cómo actuar?

  • Entiende su curiosidad, sin hacerle sentir incómodo o culpable.

  • Permítele que lo haga durante el cambio de pañal o durante el baño.

  • Indícale que, al igual que otras conductas íntimas, esto es algo que se debe hacer en la intimidad y no es apropiado hacerlos delante de otras personas. Indícale que, al igual que otras conductas íntimas, esto es algo que se debe hacer en la intimidad y no es apropiado hacerlos delante de otras personas.

Cosas que los niños de esta edad deberían entender:

  • El pene y la vulva son privados, forman parte de nuestra intimidad. Nadie debería tocarlos o verlos, salvo por cuestiones de higiene o salud.

  • Tocarse los genitales a uno mismo puede ser agradable, pero es importante hacerlo en un lugar privado, como el dormitorio.

Indícale que, al igual que otras conductas íntimas, esto es algo que se debe hacer en la intimidad y no es apropiado hacerlos delante de otras personas.

Principio del formulario



Recursos útiles en esta edad


LLENAS A. (2020): Mamá. Ed. Timún Más Infantil. Cuento ilustrado en el que se relata la relación y el vínculo entre una madre y su bebé. Útil para que los más pequeños entiendan el proceso de la gestación humana y el amor de una madre, incluso desde antes del nacimiento. Para niños de 3 a 9 años. Más información: MAMÁ | ANNA LLENAS | Casa del Libro



FISKE A. (2022): “Todo el mundo tiene un trasero”. Impedimenta Editorial. De forma natural y divertida se habla del cuerpo humano, de su cuidado, de su protección y de sus cambios en las diferentes edades. A partir de 3 años. Más información: Todo el mundo tiene un trasero - Impedimenta



COLE, B. (2022) ¡Mamá puso un huevo! Editorial Destino Infantil & Juvenil Con mucha normalidad y cierto humor, la historia es útil para que los más pequeños entiendan cómo se conciben y nacen los niños. A partir de 4 años. Más información MAMA PUSO UN HUEVO - BABETTE COLE - 9788423322886 (agapea.com)



BLACKALL, S. (2015): El árbol de los bebés. Editorial: Kókinos. Un cuento que puede ayudar a resolver dudas sobre la gestación y el nacimiento, con cierto toque de humor. A partir de 4 años. Más información El árbol de los bebés : Blackall, Sophie, Mendo Valiente, Miguel Ángel: Amazon.es: Libros



K. DAYNES (2016) ¿De dónde vienen los niños? Editorial Usborne Responde de manera muy natural a las dudas y curiosidades de los niños de esta edad. Para niños de 4 a 6 años. Más información: ¿De dónde vienen los niños? | Usborne | Libros para explorar el mundo


Comments


Echa un vistazo a nuestras últimas entradas